JavaScript is required to use Bungie.net

Análisis de la estasis: Hechiceros dominasombras



Os damos la bienvenida al primero de una serie de artículos de análisis de la estasis en los que le echaremos un vistazo a la estasis desde la perspectiva de cada una de las tres clases de guardianes de Destiny 2. La estasis es el primer poder elemental nuevo en Destiny desde la aparición de los originales: de arco, solar y de vacío. Su introducción en Más allá de la Luz tendrá repercusiones en todos los aspectos del juego, desde la historia hasta el combate, pasando por la forma de personalizar los personajes.

Cada clase tendrá una nueva subclase de estasis en Más allá de la Luz y, como era de esperar, cada clase usará la estasis de una forma totalmente única. La estasis se basa en el control: es un poder elemental que tiene que ver menos con un ataque inmediato y más con un control prudente de los combatientes enemigos y del espacio (a veces incluso usando los poderes de la estasis como defensa). Los cazadores se mueven a toda velocidad mientras ralentizan a sus rivales en campos de estasis. Los titanes golpean el suelo con los puños, provocando erupciones de puntiagudos cristales de estasis desde la tierra.

No importa qué clase prefieras, la estasis cambiará tu forma de jugar a Destiny 2

Al dominar la estasis en Más allá de la Luz, los jugadores accederán a nuevos poderes que cambiarán su forma de abordar la lucha. Durante el combate, la estasis puedes manifestarse de muchas formas diferentes, como congelando o ralentizando a los rivales, creando estructuras cristalinas de estasis, o incluso fragmentando combatientes congelados. Esta variedad de opciones permite que los jugadores controlen las luchas a gran escala como nunca antes lo habían hecho.



Ninguna clase representa el concepto de "congelación" mejor que los hechiceros dominasombras. Imbuidos de energía de estasis, los dominasombras pueden invocar una vara de estasis que lanza proyectiles que congelan e inmovilizan a los rivales al instante. El ataque cuerpo a cuerpo de los dominasombras, Explosión de penumbra, es una explosión de estasis que emana de la vara, congelando de inmediato a quien alcanza. Luego, los hechiceros pueden acabar con los enemigos congelados o dejarlos así y ocuparse de otras amenazas más importantes.

Si quieres combinar el hielo con la destrucción, lo que estás buscando es la súper de los dominasombras: Ira invernal. Los dominasombras invocan su vara de estasis y lanzan proyectiles que congelan a los rivales al instante. La segunda etapa comienza (y la lucha termina) cuando alzan la vara, detonan sus cristales de estasis y envían una devastadora onda de choque fragmentadora que desintegra a los rivales cercanos.

Personalizar la estasis

Si habéis jugado a Destiny durante bastante tiempo, sabréis que la elección de la subclase adecuada para cada situación puede ser crucial para el resultado de una batalla. Los titanes tienen sus burbujas, los hechiceros tienen sus pozos… Los guardianes con experiencia saben lo importantes que pueden ser esas habilidades en las situaciones complicadas. Con la llegada de Más allá de la Luz y de la estasis, tendréis incluso más flexibilidad a la hora de personalizar vuestras subclases para que reflejen vuestro estilo de juego.



En Más allá de la Luz, cada subclase de estasis ofrecerá a los jugadores la posibilidad de personalizar habilidades como las granadas, los modos de movimiento, las habilidades de clase y mucho más. Además, hemos añadido nuevas capas de personalización: los aspectos y los fragmentos

Los aspectos se manifiestan como objetos físicos en el mundo (como una confluencia vex cristalizada o un brazo caído robótico, por ejemplo). Al equiparse, los aspectos otorgarán nuevas habilidades, entre otros efectos. Estas habilidades se pueden mezclar y combinar con total libertad. Muchos aspectos tendrán espacio para equipar fragmentos. Los fragmentos también son objetos físicos que se pueden encontrar en el mundo y que, al aplicarlos a los aspectos, ofrecen más ventajas pasivas, como bonificaciones estadísticas que pueden venir con alguna penalización. Las mejoras de aspecto son exclusivas de cada subclase de estasis, mientras que los fragmentos no dependen de la clase. La forma en la que los jugadores combinen estos dos tipos de mejoras dará como resultado todo un abanico de posibilidades de personalización. 




Por ejemplo, supongamos que un hechicero encuentra el aspecto Pulso gélido y lo equipa. Este aspecto aumenta su habilidad de Grieta, que ahora congela a cualquier enemigo que quede atrapado dentro. El aspecto Pulso gélido también tiene una ranura de fragmento disponible, lo que permite una mayor personalización. Supongamos que este hechicero decide equipar el fragmento Susurro de la refracción, que llena parte de su energía de habilidad de clase al fragmentar enemigos. De esta forma, se consigue un buen combo que puede usarse a menudo si se juega con suficiente pericia.

Como su especialidad es congelar y fragmentar, los dominasombras prometen darles a los guardianes un buen motivo para deleitarse con los saltos de esos ratones de biblioteca: los hechiceros. Sin embargo, más allá de cuál sea vuestra clase favorita, todos podréis disfrutar de aspectos y fragmentos que os permitirán hacer a vuestros guardianes aún más vuestros.

En nuestro próximo artículo, que saldrá el jueves, analizaremos la estasis desde la perspectiva de la clase que primero golpea y luego pregunta: los titanes gigantes. Mientras tanto, echadle un vistazo a la página de la estasis si queréis obtener más información.




No se te permite acceder a este contenido.
preload icon
preload icon
preload icon